Te arrepentirás si no haces estas cosas antes de los 30

Cada año cumplido nuestras experiencias crecen, tanto en el ámbito personal como en el profesional, por ello, los treinta son una etapa genial de la vida. Ya has adquirido suficiente experiencia laboral como para hacer lo que más te apasiona y que te paguen por ello, ser una persona independiente forma parte de tu estilo de vida, sabes quiénes son tus verdaderos amigos, en fin…

Tener treinta es el balance perfecto entre juventud —para vivir al máximo cada instante— y madurez —para tomar las decisiones correctas—. Pero antes de llegar a esta edad, necesitas vivir una serie de experiencias que te dejarán con un agradable sabor de boca. ¡Te invitamos a conocerlas!

1. Viajar al extranjero. Conoce tantos lugares como puedas solo o con tus amigos.

2. Ir a un concierto… donde brinques y grites todo el tiempo, ¡todo el día! Aunque al día siguiente estés afónico y sin poder caminar.

3. Tener un mejor amigo. Porque las mejores cosas se vuelven increíbles cuando se comparten.

4. Comenzar a hacer actividad física para que después de los 30 no te pase esto:

5. Es un buen momento para dejar de tomar refresco. ¡Cuida tu salud!

6. Aprender a dominar un ritmo al bailar para no convertirte en un gift que ilustre un blog.

7. Aprender a ser como realmente eres sin sentirte apenado.

8. Haberte ido de casa de tus padres. No se vale aplicar eso de “los primeros 30 años de la infancia son los más difíciles”.

9. Aprender a cocinar para no morir de hambre. Mínimo que no se te queme el agua.

10. Tener amigos fuera de tu círculo social. Siempre es bueno conocer más personas.

11. Hacer lo que realmente te gusta. ¡Sé el mejor!

12. Aprender a hablar otro idioma. Aún estás a tiempo de aprender cosas con relativa facilidad.

13. Superar tus miedos. ¡Todos podemos hacerlo!

14. Hacer algo extremo. Porque todavía estás chavo.

15. Aprender a administrar tus gastos. #MillenialPrecavidoValePorDos

16. Irte de mochilazo. Sí de esos viajes planeados de un día a otro con 100 pesos de presupuesto.

17. Terminar tus estudios de licenciatura. Con todo y tesis porque eres un guerrero que sí acaba las cosas.

18. Meterte en problemas. Porque un toque de adrenalina no le cae mal a nadie.

19. Tu primer intento de negocio. Todos tenemos una idea, y ¿qué mejor manera de expresarla que con nuestra propia empresa?

20. Tu primer fracaso de negocio. Sí, es probable que falles, pero tendrás los conocimientos necesarios para saber qué funciona y qué no. ¡Atrévete!

21. Practicar algún deporte. Tal vez no puedas ser un atleta olímpico pero en verdad te permitirá conocer nuevas personas, olvidarte del estrés y beneficiar tu salud.

22. Cambiar de imagen o encontrar tu propio estilo. Más allá de ser banal, permite conocerte mejor.

23. Vivir SOOOOLOOOO. Para saber administrar tus finanzas y disfrutar el silencio en paz.

24. Salir mucho de fiesta… hasta morir. Tu cuerpo puede sobrellevar el cansancio y tendrás muchas
anécdotas divertidas por contar.

25. Tatuarte o perforarte. Solo porque sí. 😉

26. Comprarte un carro. Si aún vives con tus padres, comprar un auto no suena tan descabellado… o mejor aún, si tienen un buen sueldo… ¿qué esperas? 😀

27. Conocer la mayor parte de tu país. Sí, viajar al extranjero es la onda, pero si no te alcanza, date la oportunidad de conocer México, tiene cientos de lugares maravillosos que personas de otros países se mueren por conocer.

28. Experimentar con tu cabello. Tienes la edad perfecta para probar colores, formas, extensiones… te verás en onda y cero anticuado.

29. Tomar clases o cursos de algo que te llame demasiado la atención. No hay lugar para el “¿y si hubiera hecho?

30. Gastar una quincena solo en ti. No renta, no pasajes, no servicios. Solo tú.

31. Tener un amor de verano… porque si hay algo que no escasea a esta edad, son los viajes a la playa.

0

0